FICHA TÉCNICA



Título obra El Cid

Autoría Pierre Corneille

Dirección Paul-Emile Deiber

Grupos y Compañías La Comedia Francesa

Elenco Paul Emile Deiber,Francois Chaumette, Jacques Toja, Jean-Louis Jemma, Max Fournel, Michael Duchaussoy, Jacques Destoop, Lase Delamare, Genevieve Casile, Francoise Kanel, Christine Fersen

Notas de Música Marcel Landowski / ilustraciones musicales

Referencia Armando de Maria y Campos, “[El Cid]”, en El Heraldo de México, 17 marzo 1966, p. 8.




imagen facsimilar

Referencia Electrónica

El Heraldo de México   |   17 de marzo de 1966

Columna Escenarios

[El Cid]

Armando de Maria y Campos

La dignidad con que la Comedia Francesa monta sus obras desde tiempo casi inmemorial no tiene precedente en la historia del teatro universal. La representación de El Cid fue una fiesta de arte. Ligeramente modernizada en su escenografía y en su vestuario, pero con una sobriedad realmente excepcional. Para las generaciones recientes es preciso recordar algunos antecedentes. No están obligadas a conocerlos. El Cid es una tragicomedia en cinco actos y en verso estrenada a fines de 1636 o principios de 1637 por la compañía Montodorny, en el teatro Du Marais de París con éxito extraordinario. Fue representada tres veces en la corte y dos en la casa de Richeliu. Desde 1680 hasta la fecha ha sido montada en la Comedia Francesa más de mil veces.

El cardenal declara maravillosa esta tragedia y concedió a Pierre Corneille una pensión de 1,500 libras de su propio peculio. Pero pronto estalló una verdadera guerra. Corneille confesó noblemente que la había tomado de Guillén de Castro, aunque reivindicando su originalidad afirmando: "A mí mismo tan sólo debo yo mi renombre" El cardenal hizo que interviniese la Academia como árbitro y Chapelain no pudo libertarse en sus escrúpulos pedantescos y fue incapaz de sentir la original belleza de El Cid de Corneille obedeciendo al cardenal, guardó silencio. Más adelante le dedicó otra tragedia suya, Horace. El Cid se publicó en 1637 como tragicomedia y desde 1648 como tragedia. La acción ocurre en Sevilla durante el siglo XI.

Para cualquier persona enterada el argumentp de El Cid es conocido. Los actores de la Comedia Francesa lo representaron con gran dignidad, bajo la dirección de Paul-Emile Deiber con ilustraciones musicales de Marcel Landowski. Fue una fiesta de arte de la que es lástima que solamente, podamos mencionar sus principales intérpretes: señores Paul Emile Deiber,Francois Chaumette. Jacques Toja, Jean-Louis Jemma, Max Fournel, Michael Duchaussoy y Jacques Destoop, y señoras: Lase Delamare, Genevieve Casile, Francoise Kanel y Christine Fersen.

El éxito de El Cid originó gran número de imitaciones y continuaciones: La suitte et le mariage du Cid en 1637, por U. Crevreau, (1613-1701); La vraye suitte du Cid en 1637, por Desfontaines; L'ombre du comte de Gormas et la mort du Cid (1639), por Chillac; El honrado de su padre (1695), por J. B. Diamante; Le Cid (1733), por J. B. Rousseau; Cid d'Andalousie (1823), por P. Lebrun; La fille du Cid (1840), de Casimir Delavigne; La jeunesse du Cid (hacia 1850), por Hippolyte Lucas; y las op. Rodrigo, de Heandel, representada en 1708; y Il gran Cid en 1764, música de Sachint; y otra ópera de Massenet.

Entre sus grandes intérpretes figuran: Talma, que hizo de Rodrigue ante Napoleón, el 27 de marzo de 1806, en el Teatro Francais; Mounet-Sully; y Rachel hizo en su tiempo el papel de Chimene.