FICHA TÉCNICA



Notas Sucesos teatrales en la Ciudad de México

Referencia Armando de Maria y Campos, “México, ciudad de paradojas teatrales”, en Novedades, 31 julio 1951.




TRANSCRIPCIÓN CON FORMATO

Referencia Electrónica

Novedades

Columna El Teatro

México, ciudad de paradojas teatrales

Armando de Maria y Campos

Este año han desaparecido definitivamente dos teatros: el Hidalgo y el Alcázar, y es probable que otro –el Arbeu– sea retirado del servicio para someterlo a urgentes reparaciones. Se ha inaugurado uno –el Virginia Fábregas, de tipo popular– y se ha puesto en servicio otro: el Colón. Pero México sigue viviendo una vida teatral de "gran poblacho" –salvo la "apretadísima temporada de ópera"–, si se tiene en cuenta que el mayor éxito de taquilla del año ha sido la representación de una vida de Jesús por una Compañía de Grandes Espectáculos, y que el público heterogéneo que acude a verla admira el actor que encarna al protagonista "como si de verdad fuera Dios en persona"...

Además ¿cómo explicarse el éxito arrollador del binomio Usigli-Torrado?... ¿Es que además del público que llena la Sala del Iris para ver al hijo de Rambal "como Jesús", hay otro –¡lo hay seguramente!– capaz de llevar a las trescientas representaciones una obra excelente del tipo de El niño y la niebla, y otro que permite las ciento y pico de representaciones de pieza tan frágil como Mamá nos quita los novios?"... Nuestra gran metrópoli es la gran capital de las tres grandes paradojas teatrales: Rambal, Usigli y Torrado.