FICHA TÉCNICA



Título obra Hedda Gabler

Autoría Henrik Ibsen

Dirección Enrique Singer

Elenco Lisa Owen, Arturo Ríos, Roberto Soto, Carmen Madrid, Carlos Aragón, Concepción Márquez, Ana Graham

Espacios teatrales Teatro Granero

Referencia Bruno Bert, "Hedda Gabler. Dimensionar a Ibsen", en Tiempo Libre, 29 junio 2006, p. 23.




imagen facsimilar

Referencia Electrónica

Tiempo Libre

Columna Teatro

Hedda Gabler
Dimensionar a Ibsen

Bruno Bert

Los homenajes a Ibsen en ocasión del centenario de su muerte, nos han traído la oportunidad de volver a ver sus obras más destacadas. Ahora le tocó el turno a Hedda Gabler, un material de 1890 inserto en el ciclo del "drama social burgués", como suele ser históricamente clasificada. Es posible que muchos recuerden esta obra más por haberla leído que presenciado, ya que hace muchos años que en México –al menos aquí en el Distrito Federal– no se la llevaba a escena. Ahora reaparece en El Granero de la mano de Enrique Singer como director.

Seguramente muchos recordarán que Hedda encarna a un personaje contemporáneo a Ibsen, de la alta burguesía, al que su padre (simbólicamente un general), no ha sabido educar para la vida y la generosidad, sino más bien como objeto de lujo disputado por los hombres. Muy al estilo de fines del siglo XIX, con sus mujeres fatales distribuyendo veneno y destrucción a su alrededor. Ella se casa con un mediocre investigador, de muy medianos recursos económicos y allí comienza el aburrimiento y las relaciones tanáticas, sobre todo con algunos pretendientes a los que terminará orillando al suicidio.

Es indudable que no puedo leerse una obra de casi ciento veinte años sin colocar el filtro histórico, que ubique los temas y las reacciones de los personajes frente a ellos, en el contexto social de aquel momento. Sólo así se puede juzgar el sistema de valores sin reírnos de circunstancias y tipos que hoy o están absolutamente superados o se presentan bajo otro aspecto muy distinto. En aquel tiempo la popularidad de la ópera contagiaba al teatro de una cierta grandilocuencia y el melodrama con sus historias convencionales y truculentas encantaba a todo el mundo. Ibsen se aleja de todo eso, pero no puede evitar los aires históricos que lo inspiran y bien decían algunos que el naturalismo es uno de los géneros menos verosímiles que existen.

Entonces, una sólida estructura narrativa, personajes interesantes, situaciones extremas, trasfondo social a la vista, temas atractivos e inquietantes como el de la vinculación entre la belleza y la maldad, la mujer y la muerte, la sociedad y el determinismo histórico... en una posición que a finales del XIX significaba una avanzada hacia el pensamiento progresista. Y una puesta que agrega a esto un cierto sentido de la ambigüedad que hace más atractivos a esos personajes de linterna mágica.

Singer pareciera haber contado con un presupuesto más bien modesto, y así la escenografía de Auda Caraza, Atenea Chávez y Martín Acosta propone más que realizar el ambiente que los personajes describen como mucho más lujoso: el espacio cerrado de la sala burguesa de una mansión. Claro que posiblemente hayan intentado más una radiografía que una foto, pero en cualquier caso la construcción muestra una cierta pobreza tanto material como artística. El trabajo del director se encamina sobre todo al cuerpo de los actores en esa especie de combate que es la obra, y es lógico, ya que él mismo es un excelente intérprete. Sin embargo los resultados son irregulares. Interesante Liza Owen en el rol principal, no tanto Arturo Ríos como el juez Brack, mucho más cerca de una estructura que de la piel del personaje. Algo similar sucede con Carmen Madrid, que es Thea Elvsted, mientras que Roberto Soto como Jorge Tesman no termina de dimensionar a un personaje que oscila entre la mediocridad y la frustración. Los demás –Ana Graham, Carlos Aragón y Concepción Márquez– dibujan seguros sus personajes.

En definitiva, una buena oportunidad para reencontrar a Ibsen y dimensionar lo que aún resulta actual de su teatro.

HEDDA GABLER, de Henrik Ibsen. Dir. Enrique Singer. Con Lisa Owen, Arturo Ríos, Roberto Soto, Carmen Madrid, Carlos Aragón, Concepción Márquez y Ana Graham. Teatro Granero, Centro Cultural del Bosque, Paseo de la Reforma y Campo Mar te (Metro Auditorio), 5280-7844. Jueves y viernes, 20:00; sábado, 19:00; domingo, 18:00 horas. Loc. $150. Sistema Ticketmaster, 5325-9000. Adolescentes y adultos. Duración ción aproximada 140 mins. (Centro)