FICHA TÉCNICA



Título obra Retrato de Brecht

Autoría Gilberto Guerrero

Dirección Gilberto Guerrero

Elenco Mariana Gajá, Gabriela Pérez Negrete, Israel Martínez

Espacios teatrales Foro La Capilla

Referencia Bruno Bert, "Propuesta brechtiana", en Tiempo Libre, 15 mayo 2003, p. 23.




imagen facsimilar

Referencia Electrónica

Tiempo Libre

Columna Teatro

Propuesta brechtiana

Bruno Bert

La década de los 90, con la caída del comunismo y el desprestigio de las izquierdas, no fue favorable a la imagen de Bertolt Brecht. Sus obras desaparecieron los escenarios y su obra fue desvalorizada hasta el extremo de adjudicar a sus mujeres la escritura de muchas de las piezas que le conocemos. Se negó su originalidad, se cuestionó su ética y se intentó arrojarlo al basurero de la historia casi como una antigualla inútil.

Recién pasado su centenario (1998) las cosas comenzaron a equilibrarse y hoy puede decirse que Brecht renace de sus cenizas y vuelve a proponerse como lo que fue: uno de los mayores poetas en lengua alemana del siglo XX y un dramaturgo y teórico de primerísimo nivel, absolutamente comprometido con su momento histórico.

Dentro de esta corriente de rescate se encuentra Retrato de Brecht, una obra de Gilberto Guerrero, dirigida por él mismo, que se está presentando en La Capilla.

Siempre son de difícil construcción los espectáculos que se arman con viñetas sobre un determinado personaje y con abundancia de textos del mismo. Esto porque la primera tentación es la de la obviedad, es decir, de juntar didácticamente lo que más lo representa y se conoce. Una posibilidad que Gilberto Guerrero evita casi por completo en su trabajo, tomando como eje el interrogatorio al que el Comité de Actividades Antinorteamericanas somete a Brecht en la época McCartista. Partiendo y regresando de allí a su historia personal y su teatro y la poesía de sus canciones. Así es capaz de hilar aquella circunstancia con la actualidad y devolvernos la vigencia del pensamiento del poeta alemán, sin enredarse excesivamente en coyunturas históricas que puedan parecernos arcaicas o textos reiterativos de su dramaturgia.

En lo esencial, como ellos mismos lo anuncian desde el principio, se trata de poner en evidencia a un Brecht talentoso, profundo, pero también juguetón y divertido. Mostrar que su teatro no es sólo una larga proclama política de aburrida seriedad, sino que compromete al hombre a través de la ironía, el juego, el erotismo... es decir, la herencia en teatro del circo y el cabaret alemán como elementos de la cultura popular. Y que las reivindicaciones sociales y el grito contra la explotación humana sigue siendo un justo motivo del hacer artístico, aunque las formas políticas que esto asumiera durante el siglo pasado ya no estén vigentes.

Cuatro actores, un pianista (un punto especial para él), un escenario pequeño y la íntima relación con un público cercano y frecuentemente convocado por los intérpretes. La fórmula funciona. Sobre todo porque a la habilidad del director se suma el excelente trabajo de Mariana Gajá, José Juan Meraz, Israel Martínez y Gabriela Pérez Negrete, que apuestan al ritmo, a la complicidad, al juego y a la evocación de algunos estilos que se van tejiendo a la largo del espectáculo. No vendría mal una copa para romper barreras, pero así está bien, y salvo alguno que otro momento no tan logrado ("el hombre que ayuda al hombre", por ejemplo) y excesivamente largo, el montaje fluye de manera grata para concluir en una propuesta de carácter brechtiano en el que la Historia, el teatro y el rol que el hombre asume en ambos es devuelto al público para que sea él quien diga la última palabra en el escenario de su cotidianidad.

Un trabajo con una cierta modestia, un empeño interesante y una clara honestidad artística. La Capilla no queda tan lejos...

RETRATO DE BRECHT. Adaptación y dirección Gilberto Guerrero. Con Mariana Gajá, Gabriela Pérez Negrete e Israel Martínez. Foro La Capilla, Madrid 13, Coyoacán, 5659-1139 y 5659-6305. Miércoles y jueves, 20:30 horas. Loc. $100; descuento del 50% a estudiantes, maestros y afiliados al INSEN. Adolescentes y adultos. (Sur)