FICHA TÉCNICA



Título obra Eva Perón, El homosexual o la dificultad de expresarse y Las cuatro gemelas

Autoría Copi

Dirección Catherine Mamas

Elenco Julieta Egurrola, Odille Llauria, Daniel Giménez, Cacho, Enrique Arreola, Mariana Giménez

Espacios teatrales Teatro Orientación

Referencia Bruno Bert, "Copi. Copi. Copi", en Tiempo Libre, 13 junio 2002, p. 22.




imagen facsimilar

Referencia Electrónica

Tiempo Libre

Columna Teatro

Copi. Copi. Copi.

Bruno Bert

Copi (1939/1988) fue un creador (escritor, dibujante, actor, director) de gran talento que vivió la mayor parte de su vida productiva en Francia. Así, siendo un argentino, hace parte de lo que fue la última vanguardia teatral parisina, allá por los 70, sin renunciar a las raíces latinoamericanas, que se advierten a veces por el lenguaje y en otras por el perfil de los personajes convocados para sus obras. Homosexual combativo, construyó un teatro lleno de "locas" estridentes y convocó a la muerte a gritos en un gozoso sadomasoquismo que se encuentra intacto en sus textos, siempre provocadores y ajenos a cualquier maniqueísmo moral, y hasta en su vida, que concluyó a manos del sida.

Aquí ya hemos visto varios de sus textos en nuestros escenarios durante los últimos diez años, aunque de manera tímida, sin una presentación contundente que finalmente pusiera a Copi en contacto real con el público mexicano.

Parece que ahora por fin se da esta "presentación en sociedad", a través un montaje triple: Eva Perón, El homosexual o la dificultad de expresarse y Las cuatro gemelas, que se muestran de manera individual de jueves a sábado, mientras que los domingos se podrá tener acceso al paquete completo en función continuada de 18:00 a 22:30 horas en el Teatro Orientación con el amplio apoyo de más de media docena de instituciones.

Por el espacio apenas si podemos lanzar más de un par de datos sobre cada montaje. Vamos a ellos: Eva Perón es un texto que generalmente se monta sólo por hombres y que aquí la directora (hecho que también es una excepción), Catherine Mamas, ha preferido manejar con el protagónico de una mujer (Julieta Egurrola) con un alter ego mítico asentado en otra mujer (Odille Llauria). La tres presencias femeninas logran suavizar un tanto la imagen anti-Eva que diseñara Copi y que provocara el incendio del teatro en su estreno. Claro que no por las derechas como se anuncia por ahí (éstas siempre estuvieron felices de todo acto contrario a Eva), sino de las izquierdas que se sintieron ofendidas por la suma de lugares comunes y denigrantes que Copi retrataba en su personaje protagónico, mostrándola corno puta, ladrona, manipuladora, arribista, sin escrúpulos... El montaje es dinámico, bastante imaginativo y las actuaciones –sobre todo de Julieta Egurrola como Eva y Daniel Giménez Cacho como su madre– espléndidas.

El homosexual o la dificultad de expresarse. Creo que de las tres es la que mejor representa al propio Copi. La anécdota es absurda, los personajes muñecos inverosímiles, las acciones una acumulación de bofetadas a la moral tradicional. Aquí el travestismo y transexualismo llegan a su apogeo con una capacidad de agresión sólo pensables en su momento de estreno para los pequeños teatros de la vanguardia parisina, ávidos de escándalo. Un excelente juguete que dirige Daniel Giménez Cacho con mucha precisión y que interpreta un grupo muy entrenado, en el que destacan Enrique Arreola en el papel de la madre y Mariana Giménez en el papel de la Sra. Garbo. Creo que aquí se halla la quintaesencia de este artista en toda su potencia y también su increíble fragilidad.