FICHA TÉCNICA



Título obra Mujeres en el encierro

Autoría María Morett

Dirección María Morett

Elenco Gabriela Reynoso, Teresa Rábago, Lidia Margulles, Claudia Ríos

Espacios teatrales Foro Sor Juana Inés de la Cruz

Referencia Bruno Bert, "Laberinto... de encierro y soledad", en Tiempo Libre, 29 noviembre 2001, p. 23.




imagen facsimilar

Referencia Electrónica

Tiempo Libre

Columna Teatro

Laberinto... de encierro y soledad

Bruno Bert

El tema es la cárcel. La vivencia de las, mujeres condenadas a sufrir de confinamiento, soñando con lo ausente o con la sensación de un paso del tiempo que las aniquila. De hecho, el material es producto del trabajo de un par de años de la autora dando cursos de teatro en internados. Ella es María Morett, que además aquí asume también la dirección del espectáculo.

La escenografía, que utiliza parcialmente la ya existente en el foro Sor Juana para El destierro, es de Alvaro Hegewisch y se basa en pequeñas celdas metálicas capaces de disponerse dé distintas maneras en el espacio. La fría calidad del metal y esa fragmentación que se expande y lo invade todo preparan el ámbito lógico para este trabajo acaballado entre el realismo y la oniria, apoyado por una iluminación (del mismo autor) casi siempre muy contrastada, cercana a una lectura expresionista de los sentimientos de las presas.

Dramatúrgicamente, la obra pareciera disolver las estructuras .contenedoras, recogiendo más bien momentos, fragmentos de situaciones, recuerdos obsesivos, espacios mentales que la pesadilla llena con dolores agudos. No existe un verdadero desarrollo lineal de una historia, más bien generamos la estructura ausente a partir de lo vemos, intuimos o imaginamos. En este sentido, resulta particularmente importante que la autora sea asimismo la que lleva la dirección. Así, la palabra dramaturgia adquiere un sentido más amplio y lo que no se da en palabras se entrega o sugiere a partir del trabajo de los actores. Estos escriben, muy acotados por la dirección, con la misma potencia que aquélla que se manifiesta en el nivel de las palabras. Imágenes y palabras cobran igual dimensión en la lectura del espectador.

Pero es evidente que aquello que más importa es el trabajo de los actores, en un compromiso de tipo naturalista donde la verosimilitud está inserta en la "verdad" de lo cotidiano, dentro de esa situación límite que es la cárcel. Eje dentro de la calidad de esta concepción del actor es Teresa Rábago, una excelente intérprete que vemos en escena mucho menos de lo que sería de desear. Aquí asume a una presa más, pero capaz de convencernos en cada uno de sus matices e inflexiones. Y es que no habiendo una historia lineal, tampoco hay un protagónico exclusivo. Todas las actrices tienen su especial momento en algún rincón de ese laberinto que al mismo tiempo es la cárcel y la soledad. Y el trabajo es homogéneo y comprometido en cada una: Gabriela Reynoso, Olga González, Dana Berman, Lidia Margules, Claudia Ríos y Gabriela Gallardo. También existe el hombre, encarnado en distintos y a veces contradictorios roles: Erando González. Su trabajo es correcto, pero un tanto por debajo del de varias de sus compañeras de rubro.

Resulta interesante el clima que logra generar, capaz sólo de evocar al melodrama y sus tremendismos, para superarlo luego hacia consideraciones más generales. Hacia la fragilidad, hacia la destrucción de las identidades, hacia la pregunta por la otredad. Hay, indudablemente, una explícita denuncia hacia los sistemas carcelarios, pero por fortuna se evita el panfleto o la indicación directa, así como la acusación simplista hacia lo masculino como responsable de todas las desgracias, siempre tan empobrecedora de cualquier resultado artístico.

En definitiva, Mujeres en el encierro da una mirada claramente femenina, pero nada complaciente, al mundo cerrado que aprisiona en muchos niveles a la mujer, a su educación, a sus dependencias afectivas, en su sexualidad y en su relación con el hombre y con los hijos. Un material denso, cercano al grito pero que (acertadamente) casi siempre lo contiene y potencia. Pienso que vale la pena verlo si no le molesta ese tanto de estridencia que impregna todo el montaje.

MUJERES EN EL ENCIERRO. Autora y directora María Morett. Con Gabriela Reynoso, Teresa Rábago, Lidia Margulles y Claudia Ríos. Foro Sor Juana Inés de la Cruz, Centro Cultural Universitario, Insurgentes Sur 3000, Ciudad Universitaria, 5622-7160. Sábado y domingo, 13:00 horas. Adolescentes y adultos. Estacionamiento. (Sur)