FICHA TÉCNICA



Notas El autor reseña el libro de Eugenio Barba, Más allá de las islas flotantes, publicado por Grupo Editorial Gaceta y la Universidad Autónoma Metropolitana

Referencia Bruno Bert, “Teoría y dramaturgia. Eugenio Barba. Más allá”, en Tiempo Libre, núm.345, 18 diciembre 1986, p. 31.




imagen facsimilar

Referencia Electrónica


Teatro

Teoría y dramaturgia
Eugenio Barba, más allá

Bruno Bert

“La sílaba pi significa oscuridad
la sílaba ru el que las dispersa
Por su poder de dispersar la oscuridad el gurú es así llamado.”
(Advayataraka Upanisad, v.5)

En 1983 la UNAM publicaba Las islas flotantes, de Eugenio Barba y así se introducía en México el primer texto teórico de este fundamental investigador italo-danés descontando los artículos sueltos que sobre él o suyos se insertaran anteriormente en periódicos o revistas especializados. En mayo de 1984 se pudo conocer al maestro Barba en forma directa invitado conjuntamente por el Grupo Teatral Itaca y el INBA, y finalmente al término del mismo año tuvimos oportunidad de ver sus trabajos teatrales con la llegada del Odin Teatret, su grupo, que hizo varias presentaciones aparte de dictar cursos, ofrecer una serie de documentos fílmicos y un par de conferencias a cargo del mismo Barba. Fue una verdadera conmoción y la crítica premió esa presencia distinguiéndolo como el más importante grupo extranjero que nos visitara durante el 84. Esta visita permitió releer aquellos documentos desde una perspectiva de confrontación y advertir en el cuerpo mismo del teatro mexicano las posibilidades que se abrían a través de las propuestas barbeanas. Han pasado dos años y hace pocas semanas, al término de un seminario para coreógrafos, el maestro Barba presentó entre nosotros su segundo libro: Más allá de las islas flotantes que, como su mismo título sugiere, es de alguna manera una continuidad de aquel primero que se hace ya difícil ubicar y se encuentra prácticamente agotado.

Como en el caso del anterior se trata de un cuerpo integrado por una suma de artículos escritos en distintas épocas, muchos de los cuales se hallaban ya en Las islas flotantes, por lo que casi podríamos hablar de una reedición revisada y aumentada con nuevas reflexiones y materiales. Feliz circunstancia que permite a aquellos que conocieron a Barba más tardíamente tener un nuevo acceso a sus textos fundamentales. Intuitiva y subjetivamente dividiría en dos los materiales de investigación: aquellos en los que nos informamos de nuevas técnicas y formas de acceso a las distintas áreas del hacer profesional, y aquellos otros —y este es un caso— donde además de informarnos el libro se transforma en un hecho vivo que enciende en su lector una llama motivadora que lo sume en reflexiones personalizadas que, aún abarcando la técnica, van mucho más allá de ella como un cuestionador vital de la actividad en todos sus planos, poniendo un especial índice en la estructura ética y de transformación que tiene el teatro para los que se vuelcan a él. Repentinamente estos textos se vuelven como indispensables porque los sentimos hablándonos directamente, motivando y dándonos herramientas para modificar en forma fundamental nuestra perspectiva. Recuerdo pocos materiales con semejante poder estimulador: algunos textos de Artaud, otros de Grotowski, tal vez las mejores páginas de Stanislawski.

Más allá de las islas flotantes nos habla de antropología teatral, del concepto de entrenamiento, del valor del teatro y la cultura como elemento de trueque, de la historia del Odin Teatret; pero, por sobre todo y a través de todo ello, nos dice de la significación que puede adquirir el teatro para quien no solamente lo hace sino lo vive como una forma profunda de búsqueda hacia los interrogantes más vitales y hacia los puentes más válidos para la comunicación humana; lejos de los convencionalismos triviales, de las fáciles concesiones, de los conformismos tanto formales como éticos que hacen muchas veces del arte un páramo y no una escarpada cima donde en definitiva tal vez podamos encontrar aquello por lo que cada uno siente que vale la pena vivir identificado con su hacer.

En 1971, mucho antes de conocer personalmente a Eugenio Barba, tenía en mi sala de trabajo, ampliada, la Carta al actor D con la que se abre este libro. Periódicamente vuelvo a releerla y redescubro el valor de la palabra "maestro" que tal vez tiene tanta relación (más allá de las interpretaciones espúreas) con la significación etimológica de "gurú" que menciono en el epígrafe que encabeza esta nota.

Publicar teoría teatral en estos tiempos de crisis es una peligrosa aventura editorial. Que bien que exista —como en este caso el maestro Ceballos, director de Gaceta y la UAM-- quienes crean que vale la pena experimentarla.

Más allá de las islas flotantes (Aldilá delle isolé galleggiant) de Eugenio Barba, en la colección de Escenología, Grupo Editorial Gaceta S.A. y Universidad Autónoma Metropolitana.